“Espía en el Congreso” accede a los correos de Blesa en Caja Madrid y Bankia

“Espía en el Congreso” accede a los correos de Blesa en Caja Madrid y Bankia

Luego hemos tratado como tema de actualidad el uso de las tarjetas “black” de Caja Madrid pero con un enfoque de investigación más profundo puesto que “Espía en el Congreso” lleva publicando informaciones respecto a toda clase de delitos cometidos en esta entidad pública que quedan de manifiesto en los correos corporativos. Casi podríamos decir que cada correo es un delito. Las tarjetas con dinero sin justificar que aparecen ahora son poca cosa comparado con el saqueo y posterior hundimiento de la Caja.

Soy corresponsal parlamentario y trabajo en el Parlamento de uno de los países más corruptos de Europa. Es mi propósito contarles simplemente lo que veo y oigo aquí, pues a menudo no lo encuentro reflejado en los medios de comunicación. ¿Por qué? Probablemente porque junto a la “clase” política anida también esta otra “clase” dependiente de ella que debe agradecer con silencios y loas las migajas que se desprenden del mantel para no caer en la indigencia económica. Ya lo dijo Larra y poco ha cambiado: en España una cosa es lo que se dice, otra lo que se escribe y otra lo que sale publicado. Lo llaman partitocracia y a sus integrantes los denominan “la casta”. Sin mi anonimato como “espía en el Congreso” no podría mirar a través del ojo de la cerradura y aún así cada mañana, cuando acudo a las Cortes, me dan arcadas y debo aguantar el tipo para no vomitar: España está en llamas con seis millones de parados, suicidios ocultados, protestas generalizadas, expropiaciones hipotecarias, estafas bancarias a ancianos, corrupción dominando el poder… Y toda la clase dirigente sin excepción, junto a sus familiares y amigos más allegados, retribuida y subvencionada íntegramente por el pueblo, se sonríe y se saluda educadamente, cumple con pulcritud su ritual mediático y se limita a tocar la lira, como en los mejores tiempos de Nerón. Nuestros mayordomos, a quienes pagamos generosamente, se nos han rebelado, se han hecho con la caja y con las llaves de la casa y tras sisarnos o robarnos descaradamente, ahora pretenden quedarse hasta con la vivienda. Pasen y vean…

1 Comment

  1. Calma, Oscar, calma. Como no quiero enratr en el tono que tfa utilizas, solamente agradecerte las sugerencias sobre lo que yo debo hacer y como utilizar mi tiempo. No obstante, decirte que lo que yo deba hacer; como emplear mi tiempo o como rebajarme es algo que pertenece a mi libre albedredo. Espero por ello que no te moleste que pase de tus sugerencias por muy sinceras que estas sean.a1Ah! decirte que mientras ostentes un cargo pfablico y representativo como es el de Alcalde de Manzanares El Real, mi pueblo, seguire9 utilizando parte de mi tiempo leyendo tu blog (si me rebajo o no tambie9n me corresponde en exclusividad). El que yo te considere sectario no es f3bice para ello. Pienso, ademe1s, que es mi derecho como ciudadano valorar la actuacif3n y manifestaciones de un cargo pfablico. Bueno, tambie9n en esto puedo estar equivocado, claro.Saludos cordiales, P.D. Por cierto, yo tambie9n soy sectario y no pasa na. Todos, en mayor o menor medida, somos sectarios, Oscar; de ahed el dicho de todo depende del color del cristal con que se mire . bfPor que9 pretender ser puro e incontaminado?

    Reply

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*